Menú principal

Dieta depurativa para superar la Navidad

dieta depurativa

Ya ha terminado la Navidad. Unos la echarán de menos y otros estarán contentos por haber echado el cierre a unas fiestas marcados por la reunión de las familias y los amigos alrededor de una mesa. Es decir, que en las pasadas semanas hemos comido y bebido más de lo habitual. Tanto que los españoles ganamos entre dos y cuatro kilos en estas fechas. Ahora llega el turno de volver a la normalidad, en todos los sentidos. Y el cuerpo se merece una tregua para recuperar su rutina. Nada mejor para ello que hacer una dieta depurativa para desintoxicar el organismo después del exceso de grasas y azúcares al que le hemos sometido.

Una buena opción consiste en realizar uno o dos días de alimentación ligera y sana para cortar ayudar a que el cuerpo se estabilice. Las frutas y las verduras son los alimentos estrella en una dieta depurativa. Y es que aportan mucha agua y fibra, lo que facilita la eliminación de toxinas. Además, son ricas en nutrientes, con lo que el organismo no sufrirá carencias de este tipo. También es fundamental ingerir abundantes líquidos, que colaborarán en la hidratación corporal y, aunque parezca paradójico, evitarán la retención. El agua, las infusiones y los caldos vegetales son excelentes, pero si optas por los zumos de frutas recuerda que deben ser naturales.

Piña y alcachofa

Existen dos alimentos que son especialmente idóneos en una dieta depurativa. Se trata de la piña y la alcachofa. La primera es de sobra conocida por su poder diurético, que ayuda a devolver al cuerpo su bienestar. Asimismo, es muy eficaz para combatir la celulitis (conoce más sobre esta afección en Wikipedia) por su las altas dosis de cobre y manganeso que incluye. La alcachofa es otro ingrediente fundamental en la alimentación postnavideña. Y es que actúa como un potente limpiador del hígado, un órgano que habitualmente resulta muy castigado en estas fechas. Las vitaminas, los ácidos grasos y las enzimas ayudarán a que recupere su actividad normal.

Después de la dieta depurativa, es esencial llevar una alimentación sana y equilibrada y no volver a caer en los excesos. Al menos, no de forma tan continuada como durante la Navidad. Para rebajar los kilos de más acumulados, es altamente recomendable practicar algo de ejercicio físico. Ir caminando al trabajo, pasear en bicicleta los fines de semana y cambiar el ascensor de las escaleras son pequeñas variaciones de la rutina que te ayudarán a recuperar la figura.

Escribe un comentario

Puedes usar: Etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>